Buscar
  • Virtudes Torres Losa

En legítima defensa

Con este texto participo en el reto del blog de Lidía Castro, Escribir jugando. Para este mes de septiembre la carta elegida ha sido esta donde se ve un corazón. Tiene que aparecer también la figura del dado, en este caso un cofre, un arca, etc. y como reto opcional que aparezca la cinta adhesiva o el año o algo relacionado con ella, todo en un relato de cien palabras máximo.

Confieso que le maté. Confieso que encerré el dichoso corazón en un cofre. Ese corazón traicionero que me acaba de delatar. Pero yo no quería hacerlo, no tenía nada contra su corazón, no era este órgano lo que me asustaba, era su ojo, ese maldito ojo que tapé con fixo.

Cuando el viejo me miraba, encorvado y embutido en su levita negra, mis ojos no veían al buen anciano sino a un cuervo ávido de jirones de carne.

Pero, pensándolo bien, creo que no murió, lo descuarticé vale, pero su corazón aún sigue latiendo. ¿lo escuchan? pon, pon, pon pon…


https://lidiacastronavas.wordpress.com/2020/09/01/escribir-jugando-septiembre-2/



Con este relato he querido hacer un pequeño homenaje al cuento de terror El corazón delator de Edgar Alan Poe.

https://ciudadseva.com/texto/el-corazon-delator/



38 visualizaciones6 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Espejismo